No todo lo que brilla es miel



México.- Se dice que alrededor de un tercio de los alimentos que comemos directa (frutas) o indirectamente (plantas que alimentan a los animales que consumimos) se lo debemos a las abejas por la labor de polinización que realizan.

En nuestro país, la apicultura tiene un alto valor social y económico, ya que de ella dependen unos 42 mil productores, quienes cosechan 56 mil 300 toneladas de miel al año, lo que nos ubica como el quinto país productor de miel en el mundo. Por estas cifras, parecería que los mexicanos amamos la miel, pero en realidad la producción de miel no siempre llega a todos.

En México, el problema de los productores de miel es la enorme presencia en el mercado de productos que imitan las características de la miel auténtica. El ingeniero Víctor Manuel Abarca, secretario operativo de la Organización Nacional de Apicultores señala que “Los mexicanos consumen muchos jarabes porque no conocen la miel, no están acostumbrados a comerla”.

El caso de la miel está dentro del triste rubro de productos naturales (la vainilla es otro ejemplo) que han sido rebasados por las imitaciones, de tal forma que los consumidores concebimos a estas como lo único que hay.

Cuando compres una miel fíjate en las leyendas del envase, si dice: “Jarabe tipo miel” o “Jarabe de maíz con miel”, no es un producto auténtico. Si estás interesado en comer auténtica miel de abeja debes fijarte muy bien en las etiquetas. Otro buen consejo es buscar el holograma que la Organización Nacional de Apicultores pone en la etiqueta de las mieles que producen sus agremiados, este distintivo no solo asegura la no adulteración de la miel, también brinda confianza de que se han realizado buenas prácticas en su producción, manejo y envasado.

En: http://mimorelia.com

About the author

Admin
Donec non enim in turpis pulvinar facilisis. Ut felis. Praesent dapibus, neque id cursus faucibus. Aenean fermentum, eget tincidunt.

0 comentarios:

Copyright © 2013 Mieles Alvearium C.A and Blogger Themes.